TRADUCTOR

Buscar este blog

16.2.15

...Y SE MANTUVO EN SUS TRECE

Recibimos hoy la noticia del fallecimiento del escultor Sergio Blanco. 
Conocido más por su faceta musical (formó, junto a su esposa, el dúo Sergio y Estíbaliz, un imprescindible en el panorama lírico de los años setenta y ochenta), pocos saben que en los últimos años había estado dedicado a la escultura. Hizo muchas obras de pequeño formato, pero también le llegaron encargos de esculturas que hoy podemos contemplar al aire libre.
Una de ellas, la del Papa Luna, llamó nuestra atención y, en octubre de 2012 le dedicábamos una entrada, para cuya redacción el escultor nos atendió con mucha amabilidad y nos aportó datos e imágenes.
Sirva hoy su relectura para rendirle, desde aquí, nuestro pequeño homenaje.

Sergio Blanco, in memoriam.

En noviembre de 2007, Peñíscola rindió tributo a uno de sus personajes más conocidos, el Papa Luna, que pontificó bajo el nombre de Benedicto XIII y convirtió la localidad en sede de un sector del cisma de occidente durante más de treinta años.



La efigie en bronce, de dos metros de altura y 700 kilos de peso, fue realizada por el artista Sergio Blanco que, a buen seguro, muchos de los que lean esta entrada conocen por otra actividad artística que nada tiene que ver con las artes plásticas. 
Financiada por la Diputación de Castellón, fue fundida en Antequera, y en su realización colaboraron los escultores José Manuel Patricio Toro y Francisco Javier Galán.
Está situada en la zona rocosa de la entrada, justo al lado de la iglesia.
Se trata de una figura sedente, de aspecto anciano, que porta capa, tiara e ínfulas.

Según el propio autor:  
He pretendido representar la actitud de un hombre profundamente preocupado 
y no era para menos, a tenor de lo que la historia nos cuenta del personaje:


El Papa Luna, obra de Sergio Blanco. Peñíscola. 2007. Foto: Gaspar Muñoz Cosme

PEDRO MARTÍNEZ DE LUNA nace en 1328 en Illueca, una pequeña población zaragozana, en el seno de una familia de la nobleza aragonesa.


Estudió Derecho Canónico en Montpellier, disciplina en la que alcanzó el grado de doctor, y fue canónigo de Cuenca, arcediano de Zaragoza y preboste de  Valencia. 
En 1375 el papa Gregorio XI le nombra cardenal diácono y con él viajó desde Avignon a Roma.


Tres años más tarde muere el Papa y el cónclave se reúne para designar un sucesor. Sin embargo la composición del entonces colegio cardenalicio (16 miembros divididos en tres facciones: partido limosín, partido francés y partido italiano) y la reciente vuelta de la silla papal a suelo romano, proporcionaron una elección difícil. El pueblo romano temía que si se designaba un papa francés, la Sede Pontificia volviera a Francia, preocupación a la que se sumó el hecho de que faltaran seis cardenales, que se habían quedado en Avignon, más otro que ejercía la representación en el congreso que se estaba celebrando en Sarzana. 



http://www.amicsdelpapaluna.org/images/stories/varios/sergioblanco02.jpg
Boceto en arcilla
Por fin, en abril, fue elegido Urbano VI con el beneplácito del pueblo, aunque sus modos dictatoriales comenzaron pronto a levantar recelo entre algunos cardenales, sobre todo del partido francés. Incluso llegó a amenazar con nombrar a más italianos con el fin de que su facción tuviese mayoría en la curia cardenalicia. 
Todo esto provocó que en agosto de ese mismo año, trece cardenales se reúnen en Anagni y redactan una declaración haciendo constar la nulidad de derecho de la elección de Urbano VI, alegando que había sido hecha bajo amenazas. Pedro de Luna será uno de los mediadores en el conflicto, aunque terminará uniéndose a los franceses, los cuales deciden entonces nombrar un nuevo papa en oposición a Urbano VI: el cardenal Roberto de Ginebra que pontificará con el nombre de Clemente VII. Luna consigue atraer las simpatías, hacia este nuevo papa, de importantes reinos cristianos; entre ellos, Castilla, Aragón y Navarra.

Cuando, en 1378, Clemente VII muere, le sucede Luna bajo el nombre de Benedicto XIII, convirtiéndose así en el segundo antipapa del gran cisma de occidente, con la promesa de abdicar en caso de que el cisma llegase a una solución; sin embargo, una vez que la tiara estaba instalada en su cabeza produjo en ella el efecto del olvido de tales promesas, haciendo incluso más profundo el cisma.

En 1409, la mayoría de cardenales de ambos bandos celebraron un consejo en Pisa, donde Benedicto XIII fue condenado por hereje. Él, no obstante, se mantuvo firme en su convicción de que era el auténtico vicario de Cristo. Incluso después de que el Concilio de Constanza (1414) resolviera el cisma con la elección de Martín V como nuevo papa, insistía en que su elección se había producido antes de la escisión. 
Se retiró a la fortaleza de Peñíscola con su modesta corte, donde falleció en 1423 sin haber renunciado jamás a su lucha.

El empecinamiento de Luna ha dado lugar a la expresión mantenerse en sus trece, haciendo referencia al ordinal de su nombre pontificio.



Sergio Blanco Rivas. (1948-2015) Escultor bilbaíno.
Su carrera comienza como un hobby. Antes de 1985 había creado algunas figuras de estilo impresionista. 
Más tarde continúa modelando en cera pequeñas estatuillas de soldados en el mejor taller de esta especialidad en España. Posteriormente esas estatuillas se convirtieron en bronces.
Su trabajo es minucioso, y sus pequeñas obras se han convertido en piezas de coleccionismo, muchas de las cuales están agotadas.
En su obra destacan las figuras de personajes históricos y, entre ellas, aquellas que van a caballo.
El formato en el que más ha trabajado está alrededor de los 50 cm. de alto.
A partir de 1998 comienza a darse a conocer en exposiciones individuales.


Otras esculturas públicas salidas de su mano, son:

- Escultura monumental del Duque de Ahumada, para la plaza del duque de Valdemoro, en Madrid, de la que existe un duplicado en la Academia de Oficiales de Guardia Civil de Aranjuez. (2003)
- Estatua ecuestre de Juan II de Castilla, en Ciudad Real. (2007)


Fuentes:
Página web del escultor Sergio Blanco Rivas

Juan B. Simó Castillo: "Entrevista a Sergio Blanco", en Asociación Amics del Papa Luna. [En línea] <http://www.amicsdelpapaluna.org/index.php?option=com_content&view=article&id=58:entrevista-a-sergio-blanco&catid=41:articulos&Itemid=65>


Noemí Oms: "Fabra honra al Papa Luna en Peñíscola con una escultura de Sergio (de Estíbaliz)", en Diario Levante. El mercantil valenciano, de 24 de noviembre de 2007 [En línea] 

<http://www.levante-emv.com/comarcas/3731/fabra-honra-papa-luna-peniscola-escultura-sergio-estibaliz/374254.html> 

"Personaje Papa Luna. Benedicto XIII", en arteHistoria. Junta de Castilla y León [En línea] <http://www.artehistoria.jcyl.es/historia/personajes/5237.htm>


"El Papa Luna", en Paseando por la Historia [En línea] <http://paseandohistoria.blogspot.com/2009/03/el-papa-luna.html>


Agradecimientos:

A Sergio Blanco, por facilitarme información.
A Gaspar Muñoz Cosme, por ceder la fotografía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu comentario